La Xunta y el Norte de Portugal apuestan por abrir más pasos fronterizos para reactivar la actividad económica

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, se reunieron por videoconferencia con el presidente de la Comisión de Coordinación y Desarrollo Regional del Norte de Portugal (CCDR-N), Fernando Freire de Sousa

El Gobierno gallego y la CCDRR-N acordaron realizar una petición conjunta a los Ejecutivos de España y Portugal para habilitar más pasos que permitan el tránsito de los trabajadores transfronterizos y de mercancías

Santiago de Compostela, 28 de mayo de 2020

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, mantuvieron hoy una reunión por videoconferencia con el presidente de la Comisión de Coordinación y Desarrollo Regional del Norte de Portugal (CCDR-N), Fernando Freire de Sousa, para analizar las diferentes líneas de cooperación entre Galicia y el Norte de Portugal de cara a reactivar la economía en la Eurorregión.

La Xunta y el Norte de Portugal apuestan por flexibilizar de forma gradual los controles fronterizos debido a la particular permeabilidad de la 'Raya', a la relevancia de las eurociudades en la recuperación económica y a que la incidencia sanitaria del coronavirus es similar en estas áreas de frontera. Por eso, solicitarán a través de un comunicado conjunto a los Gobiernos de España y Portugal que se habiliten más pasos fronterizos a mayores de los dos que existen en la actualidad para “evitar que muchos trabajadores que cada día cruzan la frontera tengan que realizar desplazamientos muy largos que en algunos casos superan los 100 kilómetros”.

El vicepresidente de la Xunta señaló tras el encuentro que, de los 27 pasos fronterizos existentes entre Galicia y el Norte de Portugal, solo están abiertos los que comunican las localidades de Tui y Valença y entre Chaves y Verín, que están concentrando más de la mitad del tráfico entre España y Portugal desde el inicio del estado de alarma. Aunque 22 de los pasos corresponden a la provincia de Ourense, la mayor parte son de poco tránsito, y la circulación se concentra en los cinco de la provincia de Pontevedra.

Así, explicó que de la misma forma que el Gobierno gallego viene solicitando la movilidad entre las cuatro provincias gallegas puesto que tienen la misma situación epidemiológica, demanda una mayor permeabilidad de los controles en estas áreas de frontera para el tránsito de los trabajadores transfronterizos y de mercancías.

En la reunión también se abordó la necesidad de retomar las relaciones económicas y sociales “a ambos lados de la frontera”. Alfonso Rueda anunció que se diseñará un plan de inversiones transfronterizas post-covid con todos los agentes implicados con el objetivo de identificar “las actuaciones que precisan más celeridad en este nuevo escenario”. En el marco de este plan está prevista la celebración de una reunión en el mes de junio para detectar los elementos claves en los que comenzar a trabajar.

De esta forma, incidió en la importancia de mantener y reforzar esta colaboración entre Galicia y el Norte de Portugal, afianzada durante años, para afrontar los futuros retos y mejorar la calidad de vida de los vecinos que residen a ambos lados de la 'Raya' y que esa “unión” permita “más posibilidades de obtener financiación exterior para proyectos de cooperación transfronteriza”.

En el encuentro también se abordó la importancia de los proyectos del programa de cooperación transfronteriza INTERREG V-A España-Portugal (POCTEP) 2014-2020 y se analizó el trabajo de la Agrupación Europea de Cooperación Territorial Galicia-Norte de Portugal (GNP-AECT), que está atendiendo las consultas de los ciudadanos de la Eurorregión sobre temas sanitarios y laborales y sobre el cierre de fronteras y controles fronterizos.

Imágenes relacionadas
Fecha de actualización: 28/05/2020