La Xunta convoca la primera edición de la Bandera Verde de Galicia, a la que los ayuntamientos podrán presentarse hasta el 21 de septiembre

El DOG publica hoy la orden por la que se regulan las bases para la concesión de este nuevo distintivo, que constituirá mérito para la obtención de algunas subvenciones

La finalidad principal de estas banderas es reconocer y premiar a aquellos municipios que destaquen por sus buenas prácticas en la protección paisajística y ambiental
 

Santiago de Compostela, 27 de julio de 2020-

El Diario Oficial de Galicia publica hoy la orden por la que se regulan las bases para la concesión de la Bandera Verde de Galicia, un nuevo distintivo de buenas prácticas con el que la Xunta quiere reconocer y premiar a aquellos ayuntamientos que destaquen por su trabajo a favor de la protección del paisaje y del medio ambiente.

Podrán optar al distintivo, por tanto, todos los municipios de la Comunidad que acrediten la realización de actividades que incidan en la protección paisajística y medioambiental de su entorno. Los interesados en participar en esta primera edición deberán presentar su candidatura por medios electrónicos entre mañana y el próximo 21 de septiembre.

La Consellería de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda, a través del Instituto de Estudios del Territorio (IET), se encargará de analizar cada una de las candidaturas presentadas, realizando una valoración previa de las memorias de cada ayuntamiento que servirá como selección inicial. Una vez completos los expedientes, se remitirán a un jurado –presidido por el director del IET y que contará entre sus miembros con un representante de la Fegamp- que será el órgano encargado de valorar las solicitudes de acuerdo con los criterios objetivos fijados en la orden que se publica hoy.

En este sentido, se otorgará el distintivo teniendo en cuenta las acciones incluidas en cada candidatura en relación con estos cuatro ámbitos: la protección del paisaje; el cambio climático y la eficiencia energética; la gestión responsable de los residuos; y las acciones de sensibilización y comunicación. Para eso, se tendrá en cuenta el desarrollo de buenas prácticas en el cuidado del entorno, el respecto por el paisaje, la reducción de las emisiones de CO2, el fomento de una correcta gestión de la basura y de medidas para garantizar la integridad y limpieza de espacios de interés, como jardines, playas, espacios etnográficos, etc, así como la puesta en valor de monumentos naturales, la educación ambiental o la reducción del consumo energético.

En todo caso, y con el fin de introducir criterios de equidad a la hora de evaluar todas las candidaturas recibidas, se ponderará la valoración de méritos distinguiendo entre tres categorías distintas de ayuntamientos atendiendo a los siguientes aspectos: su encuadre en el sistema de asentamientos de Galicia establecido en las Directrices de Ordenación del Territorio, el grado de urbanización, y la población. De este modo, los requerimientos mínimos para la obtención de la Bandera Verde serán diferentes para cada categoría, siendo más restrictivos para aquellos ayuntamientos de mayor complejidad urbana y con mayores recursos.

Además, otra de las ventajas del otorgamiento de este distintivo es que constituirá un mérito a los efectos de la obtención de subvenciones en materia de patrimonio natural.

En línea con la Ley de protección del paisaje

Galicia dispone de una rica y extensa diversidad paisajística por lo que el objetivo de la Xunta al promover un distintivo como la Bandera Verde es fortalecer la imagen de las villas y pueblos, resaltando la labor de aquellos ayuntamientos que destaquen por sus buenas prácticas ambientales y de protección y conservación del paisaje, y por su compromiso con la ciudadanía.

Además, la iniciativa se enmarca también en la Ley 7/2008, de 7 de julio , de protección del paisaje de Galicia, que establece que se promoverán acciones de formación, sensibilización y educación dirigidas a la sociedad gallega en general y a los gestores y usuarios del territorio en particular, que tengan como finalidad a promoción del entendimiento, el respecto y la salvaguarda de los elementos que configuran nuestros paisajes.

Se trata, en resumen, de una iniciativa que busca distinguir cada año a los municipios más dinámicos en el ámbito de la protección paisajística y ambiental con un galardón que sea fácilmente reconocible por la ciudadanía y por los potenciales visitantes de la comunidad. A tal fin, los ayuntamientos que resulten premiados recibirán el distintivo Bandera Verde de Galicia en un acto público y podrán utilizar y lucir el logotipo específico de la bandera durante un año.

Según consta en la propia orden, el plazo máximo para resolver y notificar los resultados de esta primera edición será de tres meses por lo que la previsión es que el procedimiento quede resuelto antes de que finalice el año, de forma que en 2020 podrá conocerse ya cuántos y qué ayuntamientos son los primeros en recibir a Bandera Verde de Galicia.
 

Imágenes relacionadas
Fecha de actualización: 27/07/2020