El vicepresidente segundo y conselleiro de Economía, Empresa e Innovación, Francisco Conde, asistió hoy en Castrelo do Val a una demostración de recogida de biomasa

Conde destaca el compromiso de la Xunta por dar valor añadido al sector forestal gallego a través del impulso a la biomasa

Afirma que Galicia reúne todas las condiciones para avanzar en una transición ecológica justa donde la industria forestal tiene que tener un papel protagonista

Asegura que los proyectos de la candidatura gallega a los fondos Next Generation relacionados con este sector van a contribuir al reto de la transición ecológica y a dar un salto cualitativo en el rural gallego en términos de empleo y competitividad

La Xunta está activando todos los recursos necesarios para impulsar la industria forestal, entre los que citó la Estrategia de Impulso a la Biomasa (2021-2025)

Castrelo do Val (Ourense), 30 marzo de 2021

El vicepresidente económico y conselleiro de Economía, Empresa e Innovación, Francisco Conde, destacó hoy el compromiso de la Xunta por dar valor añadido al sector forestal gallego a través del impulso a la biomasa. Según dijo, la transición ecológica supone una gran oportunidad para esta industria por todo cuanto puede aportar al reto de la sostenibilidad económica, social y ambiental.

Conde pudo comprobar hoy, en el Monte Vecinal Mancomunado de Gondulfes y Marbán, en Castrelo do Val, el funcionamiento del equipo del que dispone el CIS-Madera para la recogida y el tratamiento de biomasa forestal residual, en un proyecto apoyado por la Xunta que tiene por objetivo fomentar su uso a nivel industrial. En ese sentido, quiso reconocer al CIS-Madera que, cumplido su 25 aniversario, siga demostrando su compromiso con el I+D+i y con la transferencia de ese conocimiento a la industria para dar mayor valor añadido al sector forestal gallego.

El vicepresidente económico subrayó que Galicia reúne todas las condiciones para avanzar en una transición ecológica justa donde el sector forestal tiene que tener un papel protagonista. Al respecto, señaló que los proyectos de la candidatura gallega a los fondos Next Generation relacionados con este sector van a contribuir a este reto y a dar un salto cualitativo en el rural gallego en términos de empleo y competitividad.

Según recordó, uno de ellos consiste en la creación de una fábrica de fibras textiles a partir de la madera y de residuos celulósicos, con capacidad para producir 150.000 toneladas al año; una muestra de lo que significa hacer una gestión sostenible de los bosques gallegos que va a suponer una inversión pública-privada que ronda los 1200 millones de euros. Otra de las iniciativas, el proyecto TechMadeira, con un presupuesto de 38 millones de euros, llevará la digitalización y la innovación a las empresas forestales para ahondar en los nuevos usos de la madera.

Conde apuntó que la Xunta está activando todos los recursos necesarios para impulsar el forestal, entre los que citó la Estrategia de Impulso a la Biomasa (2021-2025). Una estrategia para fomentar la eficiencia energética ayudando a implantar esta fuente de energía alternativa en los hogares y edificios públicos de Galicia. De hecho, según apuntó, entre 2014 y 2020 se instalaron 7000 calderas que movilizan 80 millones de euros y se generaron más de 700 empleos.

Imágenes relacionadas
Fecha de actualización: 30/03/2021